Aunque es la principal oferta de tu negocio, no es lo principal en la optimización de tu embudo. Para llegar aquí tuviste que haber hecho ya un trabajo muy decente, las personas que compraron tu oferta inicial ya son clientes ahora, así que debes mostrarles tu oferta principal. 

Tu Oferta Principal es tu producto insignia. La mayoría de los emprendedores no van a ningún lado haciendo su Oferta Principal a prospectos fríos. Verás las ventas de tu Oferta Principal explotar cuando agregues el Imán de Prospectos y la Oferta Inicial. Después de todo, ya has tenido dos transacciones exitosas con ese compradorPor eso es crítico entregar valor masivo con el Imán de Prospectos y la Oferta Inicial.

En muchos casos, las ventas de tu Oferta Principal harán tu negocio rentable. Pero no tiene que ser así siempre. Si sigues el proceso del OVC, puedes tomar todo lo que generas de tu Oferta Principal y reinvertirlo para adquirir nuevos clientes.

Tiene que ser una oferta irresistible, tu investigación de mercado tuvo que haber sido bastante buena, una forma de crear tu texto es ver las cartas de ventas de tus competidores. Resalta las frases, beneficios más impactantes y atractivos. Esas grandes promesas que te hacen mucho sentido y que son aspectos que puedes tomar y modelar para tu propia carta de ventas. 

De igual manera resalta todo lo que no sea creíble, toda esa parte que no se escuche ni se vea tan bien, son las cosas que no debes repetir. ES como una manera de advertirte lo que sí y no debes hacer.

La secuencia es crítica: no harás una gran inversión en algo que acabas de conocer. Debe haber un proceso, tienes que conocerlo y evaluarlo. 

De nuevo, así es como tu negocio se convierte en imparable. Construyes un sistema en el cual puedes gastar más para adquirir clientes que tus competidores. Tus competidores estarán haciendo su Oferta Inicial y tratando de vivir de eso. Tú no tendrás que generar un centavo de ganancias de tu Oferta Principal.

Recuerda, como Jeff Bezos dice, el margen de tus competidores es tu oportunidad.

Por ejemplo, invierte más en adquisición de tráfico, optimiza la tasa de conversión o incrementa el valor de tus ofertas. Te sorprenderá saber que muchos de los negocios más exitosos en el mundo no generan ganancias hasta que alcanzan las siguientes dos etapas: Maximizador de Ganancias y Estrategia de Retorno.

 

¿Quieres conocer a fondo todos los pasos de este Sistema para Optimizar el Valor del Cliente?
¡Descubre todo el proceso en nuestro siguiente artículo!

 

¿Aún no conoces el Campus Digital Merkaideo?

Descúbrelo y aprovecha todo el material disponible que te está esperando para que lo puedas
utilizar y aplicar en los planes y estrategias digitales que tengas dentro de tu empresa. 

 En el Campus Digital podrás encontrar tutoriales, webinarios, casos de éxito y ofertas que
podrás implementar desde el primer día en que te registres.

Comentarios

comentarios


Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso.